La Moto en los años 60, un ícono cultural

La motocicleta siempre ha sido uno de los deseos de muchas personas desde hace décadas, un vehículo con el que sentir al máximo la libertad de poder moverse de un lado a otro sin ninguna clase de problema, únicamente la lluvia. A pesar de eso, la moto siempre ha sido un auténtico icono cultural que hemos podido ver no solo en series y grandes películas sino en nuestra propia vida.

Seguro que aquellas personas de cierta edad no han olvidado sus deseos de juventud de tener una moto o aquellas con más suerte la cara que se les quedó cuando sus padres les compraron una. Hoy en día prácticamente el deseo de querer una moto ha pasado directamente al de querer un coche, pero las motos siguen siendo desde hace años uno de los objetos más deseados.

lambretta-vintage

A pesar de que hoy hay infinidad de modelos y precios, antaño no había tanta variedad y las motos estaban hechas para durar. Son casi infinitos los iconos que nos encontramos en cuanto a motocicletas se refiere. ¿Quién no recuerda a Steve McQueen en La gran evasión? ¿Y las míticas motos “chopper” de Easy Rider?

Motocicletas como la Husqvarna 400 o la Triumph Boneville T160 eran verdaderos objetos de deseo, y siguen siéndolo. Otras más conocidas en nuestro país fueron las Ducati, Moto Guzzi, Sanglas y muchas otras que han permanecido en la memoria de muchas personas.

Moto vintage

Visto en>

Pero si hay una que destaca por encima de muchas otras ha sido una motocicleta muy especial, la que podríamos denominar como motocicleta del pueblo y fueron dos marcas con modelos muy parecidos las que poblaron las carreteras de nuestro país y prácticamente de toda Europa, Vespa y Lambretta.

Son motos que aún siguen usándose hoy en día y que llevan con nosotros décadas, teniendo su eclosión en el movimiento mod británico, quienes adoptaron esta clase de motocicletas para su uso y disfrute, haciendo auténticas joyas sobre ruedas. ¿Quién no las recuerda?

steve-mcqueen-2

Visto en>

Seguro que muchos de los que estáis leyendo este artículo recordáis con nostalgia aquella época o incluso posteriores. Una época donde las mujeres iban sentadas de lado en la parte trasera de la moto y abrazadas al conductor para evitar caer.

Los sesenta fué una época muy especial donde la motocicleta pasó a convertirse en todo un icono, un símbolo de libertad y de progreso y que ha dejado un legado muy importante que sigue muy presente en nuestros días.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *